Go to Top

Conferencia: La evolución biológica, la cultura y el continuum animal-humano

2 de septiembre, a las 19:30 horas (México), 2015.

Doctorante Oscar David Caicedo Machacó
Grupo de Investigación Holosapiens (Colombia)
Doctorante en Lógica y Filosofía de la Ciencia en la Universidad de Salamanca (España)
mail: oscarcaicedo@usal.es

La definición de cultura aceptada hoy por biólogos y primatólogos, es que la cultura es una forma de vida compartida por los miembros de un grupo pero no necesariamente por los miembros de otros grupos de la misma especie; la etiqueta «Cultural» no se puede aplicar a los conocimientos, costumbres y destrezas que los individuos adquieren por sí solos con facilidad y/o genéticamente.

La definición tentativa de cultura que aquí propongo va un poco más allá, introduciendo una gradación en lo que llamamos “cultural”:

La cultura es toda conducta, costumbres, hábitos o rasgos comportamentales que sean transmitidos socialmente de una generación a la siguiente y no genéticamente. Tales conductas o rasgos pueden variar o no de un grupo a otro dentro la misma especie; si ello ocurre, serán entonces “Variantes Culturales Fuertes” (donde además de la imitación hay una fuerte presencia de innovación y creación propia del grupo), en caso contrario serán “Variantes Culturales Débiles” (donde la innovación juega un papel poco importante y predomina la imitación con pocos o ningún cambio en la conducta aprendida).

Se pueden distinguir además lo que denomino “Variantes Culturales Ecológicas”, las cuales se explican por las posibilidades naturales que ofrece el hábitat de cada grupo. Contrario a Frans de Waal, quien descarta esta tercera posibilidad como rasgo cultural, yo la incluyo pues cumple el requisito principal: ser transferida social y no genéticamente.

Palabras Clave: Evolución biológica, evolución cultural, aprendizaje social, cultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *